En vivo...

Estás escuchando...

Milenium Clásica

Panorama Mileniuminstagram @fmmilenium twitter @fmmilenium facebook @fmmilenium

La Comisión Nacional de Regulación del Transporte comenzó a verificar las demoras en las frecuencias y así como los desvíos autorizados de los colectivos a través del localizador satelital (GPS) que tienen en su lector de SUBE

 

El Sistema Inteligente de Fiscalización y Control de Transporte Urbano (SIF) toma las quejas que la CNRT recibe de los pasajeros y cruza los datos del GPS del sistema SUBE con los itinerarios y frecuencias autorizadas en los permisos de las empresas de transporte, informó el organismo en un comunicado.

De este modo se determina si una línea de colectivo modificó el recorrido o si la frecuencia no corresponde con la declarada. El objetivo de la medida, explicaron, es mejorar la calidad del servicio del transporte público a través de "identificar las malas prácticas (desvíos o incumplimientos de frecuencias) y zonas de demanda insatisfecha". Además mejora los tiempos de respuesta a las denuncias recibidas.

"Mientras que antes una denuncia referida a frecuencia o desvío de colectivos tenía una demora mínima de 60 días, ahora tarda de 4 a 5 días desde que se recibe", indicó la CNRT. Desde la puesta en marcha del SIF, a principios de noviembre, se han resuelto 82 denuncias de usuarios de colectivos urbanos y estiman que durante diciembre se tratarán 204 más.

Fuente: Télam